No hay un solo modelo de crianza

La crianza en brazos es una forma de crianza por la que apostamos muchos padres hoy en día, una crianza respetuosa. Como ya he comentado en otra ocasión aquí, la crianza con apego no es una moda y no es de padres modernos. Al contrario, esta práctica es la que llevaban a cabo de forma natural nuestros abuelos y también es habitual encontrárnosla en otros países más subdesarrollados, en tribus y comunidades.

En los países occidentales, el modelo de crianza tradicional se vio modificado debido a la incorporación de la mujer al mundo laboral y evidentemente, con un trasfondo político y económico. Y así fue poco a poco cambiando, promovido por las grandes marcas que te recordaban tu nivel social y poder adquisitivo si dabas leche de fórmula, podías llevar a tu bebé en un cochecito y le ponías una cunita en una habitación independiente.

Por supuesto, no entro a criticar en absoluto estas decisiones personales de cada padre y madre. Ante todo, respeto. No obstante, me gusta poder dar a conocer las diferentes opciones que hay con respecto a la crianza de los hijos. Porque sin ir más lejos, yo misma no sabía que existían otras alternativas a cómo a mí me criaron mis padres. Y creo que poder dar visibilidad a un modelo de crianza tradicional (entendiendo tradicional como crianza con apego), es imprescindible para que se vuelva a practicar de forma natural y habitual.

Ilustración de Alba La pintora de somnis - Mi Indio Mapache

Ilustración de Alba La pintora de somnis

Beneficios del porteo

Para convencerte de ello, de que puedas practicar una crianza con apego y dado que el porteo es fundamental en este modelo de crianza, voy a decirte que coger a tu bebé en brazos no es malo. Tu bebé no se va a malcriar y sin embargo vais a poder beneficiaros de ese contacto físico necesario para él. Además, la cercanía y el contacto continuo con tu hijo, fortalecen el vínculo y favorece la lactancia materna.

¡Y puedo decirte aún más! Los bebés que son llevados de forma habitual en brazos o porteados, son más felices. Están más resguardados y por lo tanto se sienten más seguros-protegidos y se estresan menos (porque no lloran). Esto se traduce en que se crían más tranquilos. A su vez, esa tranquilidad unida al suave mecer que se produce al caminar, favorece la conciliación del sueño del bebé. ¿Verdad que todo son ventajas?

Nosotros practicamos una crianza de contacto y afecto, una crianza con apego. Y bajo mi experiencia me gustaría recomendarte las opiniones de un especialista en temas de crianza, el pediatra Carlos González. Él y sus libros me han iluminado el camino de la maternidad y me han abierto la ventana para descubrir todo un mundo apasionante, desconocido y gratificante.

Semana Internacional de la crianza en brazos 2017

Para dar visibilidad al porteo ergonómico y recordar los muchos beneficios de este tanto para el niño como para sus padres, tenemos la Semana Internacional de la Crianza en Brazos.

Este año la celebración de la Semana internacional de la crianza en brazos tiene lugar del día 2 al día 8 de Octubre.

Dicho acontecimiento se conmemora a nivel mundial y está promovido por la asociación Babywearing International, Inc. (ICM), una organización sin fines de lucro cuya misión es promover la crianza en brazos como una práctica universal aceptada. Con beneficios para el niño y el cuidador, a través de la educación y el apoyo.

El evento, propone para este año 2017 el lema “Entrelazados”. Este lema está inspirado en las telas e hilos que se usan en el proceso de elaboración de algunos portabebés. Y también tiene un doble sentido haciendo referencia a la unión que se crea entre el bebé y la persona que le coge en brazos o portea. ¡Suena tan tierno!

Logotipo de la semana internacional de la crianza en brazos 2017

Logotipo de la semana internacional de la crianza en brazos 2017

¡Vamos! Entre todos daremos más visibilidad e importancia a la crianza en brazos. Experimentar el contacto y estar “entrelazados” para ser felices es la forma más bonita que hay para vivir la maternidad. Te animo a practicarlo.

Verónica Padilla

Me llamo Verónica y soy Terapeuta Ocupacional de profesión. Pero mi verdadera vocación es ser la mamá de un maravilloso niño de 1 añito y medio.

Amante de todas las cosas bonitas, entusiasta y apasionada de todo este mundo que me ofrece la maternidad y la crianza.

Share This